4 beneficios de la piedra de sal del Himalaya y cómo incluirla en nuestro Ritual Corporal

¿Sabías que antiguamente las personas visitaban las cuevas de sal para mejorar la respiración, la salud de la piel y reducir el estrés? Hoy en día, el masaje con piedras de sal del Himalaya proporciona un amplio abanico de beneficios tanto a nivel físico como mental.


La sal rosa o del Himalaya se obtiene a través de la explotación de minas de sal, como es el caso de las plantas salinas del Himalaya, donde se extrae la sal manualmente y luego se trabaja para darle la forma deseada.


Cada una de nuestras piedras de sal del Himalaya es 100% artesanal. Está pulida a mano , por lo que cada una es única, variando ligeramente de tamaño, color y forma.


¿Cuál es su composición?

La piedra de Sal contiene cantidades variables de minerales como: cloruro de sodio, calcio, potasio, magnesio, óxido de sulfuro, manganeso, flúor, yodo, zinc, cromo, cobre, cobalto, hierro (al que debe su color rosa) y oro.


Si hay un elemento que destacar, sin duda, es el Magnesio, un mineral fundamental para nuestra salud y que ayuda a recuperar la vitalidad y suavidad naturales de la piel.


Este mineral se encuentra disponible en diferentes alimentos pero, en muchas ocasiones no se absorbe bien y por eso, a través del masaje con la piedra de sal vamos a aportar propiedades rejuvenecedoras, equilibrantes e hidratantes a la piel.


¿Qué 4 beneficios principales aporta el masaje con la piedra de sal?


1. Exfoliación suave y equilibrio del pH

      Mediante el masaje con la piedra de sal logramos eliminar las células muertas que se acumulan en la superficie de la piel, reducir los pelos enquistados y conseguir unificar el tono de la piel, dejándola más bonita, suave y luminosa.


      Además, gracias a la exfoliación facilitamos la absorción de los activos cosméticos que aplicamos a posteriori y conseguimos un bronceado más bonito y duradero. (No exponerte al sol el mismo día que realizas la exfoliación. Esperar al menos 24 horas. Recuerda hacer exposiciones progresivas y siempre con protección solar).


      2. Activación de la circulación sanguínea y eliminación de toxinas

        Al ejercer movimientos circulares y en sentido ascendente logramos activar la circulación de retorno venoso y el sistema linfático por lo que es ideal para combatir retención de líquidos, celulitis y piernas cansadas.


        Si tienes tendencia a acumular líquidos, sobre todo con la llegada del calor en primavera-verano o durante la fase premenstrual, te será de gran ayuda realizar el masaje con la piedra de sal tibia (o incluso fría) insistiendo en tobillos, rodillas y glúteos.


        3. Alivio del dolor muscular y de las articulaciones

          Gracias a la composición en sodio y magnesio de la piedra de sal aporta una acción antiinflamatoria. Esto unido a los efectos tonificantes y analgésicos del masaje, ayuda a combatir los dolores crónicos* de articulaciones y de la musculatura.


          Ideal para antes y después de hacer deporte especialmente si sueles sentir rigidez o agujetas en los músculos.


          *En dolores agudos es más recomendable emplear frío para bajar la inflamación, si es tu caso consulta con tu fisioterapeuta o médico.


          4. Reducción de los niveles de estrés

            Esta técnica con piedra de sal ayuda a crear una sensación de paz y relajación profundas, disminuye los niveles de estrés y ayuda a promover un sueño más profundo.


            Para lograr una experiencia muy relajante, es importante que realices los movimientos lentos y con consciencia. Estás invirtiendo en ti un tiempo que mereces. Y eso te hace sentirte mejor, tanto por dentro como por fuera.


            ¿Cómo se usa?

            La piedra de Sal forma parte de nuestro Ritual Corporal de 3 pasos, un ritual completo y efectivo que previene el envejecimiento prematuro y la celulitis, con el que por fin lucirás una piel radiante, hidratada y juvenil.


            Se utiliza en el 2º paso tras aplicar Harmony Oil, de esta manera reducimos la fricción de la piedra en la superficie de la piel dando lugar a una exfoliación delicada y controlada.


            Al tiempo que masajeas el cuerpo y activas la circulación, la piedra se va desgastando y la sal penetra en la piel, lo que ayuda a que se absorba mejor tanto el aceite como los minerales de la piedra.

            Ergonómica: gracias a su forma ovalada facilita su agarre en la mano y abarca una gran superficie de la piel para el masaje.

            Para un automasaje efectivo y sensorial

            1. Realiza movimientos circulares siempre en sentido ascendente: desde los pies y tobillos hasta el glúteo; y desde las manos hasta los hombros. Insiste más en las zonas rugosas como rodillas y codos y las más propensas a la celulitis como muslos y glúteos.

            2. Mantén una presión suave y controlada en zonas delicadas como la cara interna de las piernas y brazos, tobillos y abdomen.

            3. Para obtener el mayor beneficio, calienta la piedra. Solo tienes que pasarla por agua muy caliente y después secarla bien con una toalla.


              TIP: a medida que la piedra se va gastando, la superficie se vuelve rugosa. Un truco para pulirla y dejarla suave de nuevo, es frotarla con una toalla. Para que sea realmente eficaz es importante que la piedra esté mojada.


              Evita masajear sobre la piel dañada o con heridas y las zonas más sensibles o si tienes la piel muy delicada (evita pecho y escote).


              Después del masaje con la piedra de Sal, el tratamiento se completa con Youth Recovery Bio-activo Serum un potente concentrado que además de dejar la piel suave, hidratada y fresca, proporciona un tratamiento eficaz contra el envejecimiento y la piel de naranja.


              ¿Estás embarazada?

              Puedes aplicar Harmony Oil para calmar, nutrir y mantener tu piel hidratada. Pero por principio de precaución evita el masaje con la piedra de sal y la aplicación de Youth Recovery Serum porque contiene cafeína.


              He creado este Ritual Corporal para que luzcas tu cuerpo y te sientas cómoda al ponerte un pantalón ajustado o una falda corta. Quiero que te sientas bien en tu propia piel, que esta se vea suave, luminosa, nutrida, con menos piel de naranja... que te sientas mejor contigo misma.


              Consigue aquí el Kit Corporal a un precio especial y luce una piel espectacular este verano





              * Esperamos más evidencia científica sobre la absorción de los minerales a través de la piel con el masaje con piedras de sal y sus beneficios




              Comentarios (0)

              Deja un comentario